Una vez hemos visto algunos conceptos sobre gamificación y ventas en el artículo de la semana pasada Gamificar para vender más y mejor, y viendo que podemos aplicarlo para mejorar el entrenamiento en esa área, vamos a ver algunos aspectos de interés.

5 VENTAJAS QUE TE AYUDARAN A GAMIFICAR TUS PROCESOS DE VENTA

La gamificación te puede ayudar si quieres mejorar tus procesos de venta. Te puede ayudar a formar a tus empleados, a tu equipo, a ti mismo; te puede ayudar a entrenarte, a practicar, a simular situaciones reales, de modo que desarrolles y mejores tus cualidades como vendedor.

Hay 5 aspectos de la gamificación, 5 ventajas con respecto a otras modalidades formativas, que debieras tener en cuenta antes de tomar cualquier decisión a la hora de formar o entrenar a tus equipos. El proceso gamificado debe estar muy bien diseñado para que los objetivos sean los que perseguimos.

 

DIVERSIÓN

Jugar es divertirse. Si juego todo es más fácil, si me gusta todo es sencillo, no existen los problemas y si los hay los valoro por debajo de las ventajas. Si además estoy jugando a algo que me aporta beneficios profesionales y fomentado por mi empresa, seguro que lo apreciaré más.

 

MOTIVACIÓN

La diversión del juego se convierte en motivación, en motivación por ganar, por destacarme… o simplemente por participar y aprender. Si aprendes, siempre ganas. El factor motivación es fundamental. Una persona motivada suma, una persona desanimada es negativa, resta a la organización y a los demás.

 

ESFUERZO

Cuando haces algo que te divierte y motiva el cansancio, la sensación de esfuerzo, disminuye. Pasamos de tener que esforzarnos para hacer una tarea a tener que parar para hacer otras cosas, necesarias, pero menos gratas. Con la gamificación podemos hacer que una formación se transforme de una pesada carga (dedicación, horario, cansancio…) a una agradable tarea, a un juego.

 

DEDICACIÓN

Cuando me divierto, estoy motivado, no tengo la sensación de esfuerzo, de cansancio, tengo ganas, quiero más… puedo, y quiero, dedicar mas tiempo al juego, lo priorizo sobre otras actividades porque es mas placentero. Gamificar un proceso de forma adecuada garantiza una dedicación muy superior a un proceso formativo habitual (e-learning o presencial), entre 2 y 4 veces superior en tiempo de dedicación real efectiva.

 

ACCESIBLE Y SOCIAL

La tecnología es una grandísima aliada si la sabemos aplicar bien. Debemos pedir que sea sencilla de usar, accesible para todos, sin barreras y con las mínimas restricciones que limiten su uso. Además, y esto es muy importante, debe ser un elemento de unión entre personas y colectivos, deben poner en contacto a las personas, no aislarlas. Debe ser social, facilitando el contacto de personas con independencia de su situación geográfica, disponibilidad, idioma… El uso de smartphones y tablets, ¿quién no tienen uno?, hace que cualquier proceso de gamificación llegue de forma natural y sencilla a los potenciales usuarios, facilitando el acceso y potenciando los factores anteriores (dedicación, esfuerzo, motivación y diversión).

Cualquier proceso en que se quiera aplicar gamificación debería hacerse pensando en estos 5 factores, dándoles la importancia que tienen, y adaptándolos a las particularidades de la empresa, el colectivo global, las personas intervinientes.

No en todos los procesos estos 5 factores tienen el mismo peso, es por ello que a la hora de elegir o diseñar tu herramienta, tu “juego”, debes pensar muy bien como y que quieres conseguir, modelando el juego a tus necesidades teniendo en cuenta factores como los anteriormente descritos.

Guillermo Gredilla